La historia en dos puertos: Acapulco y Veracruz

En la República Mexicana se puede ubicar fácilmente dos líneas costeras en el Golfo de México y en el Pacífico. Cada una con sus características peculiares y playas únicas, ambas coinciden en un punto: tienen un puerto que resalta por encima de los demás. En el Golfo, Veracruz, y en el Pacífico, Acapulco, pero ambas han logrado insertar su huella en los miles de personas que han recorrido sus playas, llegando a ser escenario de un sinnúmero de canciones e historias.

Veracruz es reconocido por propios y extraños como el puerto más importante del Golfo, por lo cual es reconocido a través del nombre “el Puerto”. Aquí, la historia y la modernidad van de la mano en cada rincón de sus calles. Una parte de ello puede notarse en sus edificaciones, donde unas fueron construidas en los tiempos del primer establecimiento de pobladores europeos en el continente americano. Sin embargo, sus orígenes también se notan en el baile y la música, pues la herencia de Cuba se hace presente en los originarios del lugar. Además, Veracruz es el sitio ideal para las historias de piratas, pues muchas de ellas se ambientaron en el fuerte de San Juan de Ulúa, mandado a construir por órdenes de Cortés, para resistir los ataques de piratas.

Pero si hay algo que le sobra a Veracruz, además de la historia, son las playas. De diferentes formas, tamaños y propósitos, las playas de Veracruz pueden satisfacer los sueños piratas de quienes desean navegar un bote, o bien, para los que necesitan descanso, las arenas siempre están disponibles. No obstante, para quienes van a la playa, no se pueden ir sin comer en alguno de los lugares típicos para disfrutar la cocina jarocha y los antojitos que caracterizan a la región. Y luego, ¿por qué no dar una vuelta junto a los peces y demás animales marinos albergados en el Acuario? Sin duda, este es un paseo que vale la pena el tiempo de hacer fila.

Pero esto no es todo. Durante la noche, la vida se enciende en la variedad de discotecas y bares de Veracruz. El ambiente explosivo, la compañía cálida de los jarochos y los ritmos inmejorables, sirven para despejarse de las ideas rutinarias. Debido a ello, el hotel Fiesta Americana se satura rápidamente, por lo que vale la pena tomarse un tiempo para planear el viaje en el mejor hotel.

Si ya has visitado Veracruz, no te puedes perder Acapulco en tus siguientes vacaciones. En este lado del país te encontrarás con uno de los favoritos turísticos para los que buscan la fiesta. Las atracciones que Acapulco otorga a sus visitantes lo han convertido en un destino clásico.

No obstante, el ambiente de la noche existente en Acapulco es sólo una parte de lo que es el puerto. Su historia es fascinante, y se encuentra expuesta en el museo alojado en las salas del Fuerte de San Diego, donde uno de los pasajes más fascinantes es el referente a la unión existente en los tiempos coloniales, entre Acapulco y el lado oriental de Asia. Sin embargo, es necesaria una visita personal para disfrutar todo lo expuesto por el museo.

No obstante, hay que hacer una pausa en la aventura para recordar que Acapulco tiene 3 secciones: diamante, dorada y tradicional. El mejor alojamiento que podemos seleccionar de los hoteles en Acapulco está en: http://www.fiestamericana.com/viaja/hoteles-en-acapulco.html. Por ello, es recomendable consultar la agenda o el plan de viaje para vivir la estancia al máximo, sin sufrir por los tiempos de desplazo o recorrido entre cada punto.